La ciudad de Formosa propone ferias, gastronomía local y turismo aventura para el verano

Desde polos gastronómicos a cabalgatas, pesca y senderismo, la capital formoseña lnvita a los turistas a «descansar, desconectarse del ruido, caminar descalzos, conectarse con la paz de la naturaleza y disfrutar de las comidas típicas» durante toda la temporada.

La ciudad de Formosa ofrece al turista una variada agenda de actividades, que durante diciembre y enero incluye cultura, artesanías y la feria gastronómica del Paseo Ferroviario, a orillas del río Paraguay.

Según la directora de Turismo municipal, Cristina Salomón, esta capital invita a los turistas a «descansar, desconectarse del ruido, caminar descalzos, conectarse con la paz de la naturaleza y disfrutar de las comidas típicas; como fritos de surubíes, chipás, sopas paraguayas, y refrescarse con el popular tereré con remedios refrescantes».

Algunos platos del patrimonio culinario local son el guiso formoseño, con chorizo colorado o de cerdo; la sopa paraguaya, y el alito, una comida urbana típica de Formosa, con pan de miga, pollo, vegetales y queso gratinado, entre capas de carne.

En el polo gastronómico del Paseo Ferroviario hay locales que ofrecen esas comidas típicas, además de frito de yacaré; la picada rosaguarú, que tiene sopa paraguaya, bastones de mandioca, bolas de queso paraguayo, chori oschi y salsa criolla; un trago que llaman «La Siestita» y un postre con crocante, crema y mousse de mango de los árboles del mismo paseo.

Salomón también se refirió al «turismo de feria», que genera oportunidades de trabajo para los emprendedores y dinamiza la economía local.

Foto Jos Gandolfi
Foto: José Gandolfi.

Los dos primeros sábados del mes están las ferias de Mujeres Emprendedoras, en el Paseo La Estación; las Barriales, con emprendedores de más de 160 barrios, en el Patio de la Intendencia, y la Retro, frente al Museo Ferroviario.

Los domingos abren la Feria Tarde con Amigos, la Eco Feria del Río y la Feria Americana Barrial, en tanto la plaza del barrio Nueva Formosa funciona los viernes.

Otras opciones son un recorrido religioso por las iglesias de la capital y por el casco céntrico, para conocer su historia.

Formosa también posee una importante red de museos, y durante la estadía se puede visitar El Camino de los Murales; y en el Serpentario, con visita guiada, se exhibe la herpetofauna de la provincia.

Foto Jos Gandolfi
Foto: José Gandolfi.

El Camino del Irupé es un recorrido náutico que permite conocer la flora y la fauna de riachos y lagunas, mientras en la Laguna Oca se ofrece un safari fotográfico, con avistamiento de aves y en contacto con el agua.

Los amantes de la aventura pueden hacer recorridos en 4×4, cabalgatas, pesca, senderismo y observación de carpinchos en la Isla 9, además de adentrarse en el río Paraguay.

El municipio ofrece un servicio de «bicis urbanas», como otra forma de conocer la ciudad. Con ellas, «combinamos el contacto directo con la naturaleza, el deporte y un aporte al medio ambiente al utilizar medios de transportes sustentables», explicó Salomón, quien recomendó visitar el palacio de la intendencia, en las costas del Paraguay, dentro del casco antiguo e inaugurado en 1930.

Foto Gentileza Ariel Ramos Intendencia de Formosa
Foto: Gentileza Ariel Ramos, Intendencia de Formosa.

También se refirió al Paseo Ferroviario como uno de los lugares más atractivos de la ciudad, «un espacio de encuentro donde se combina la historia a través de los paseos por los vestigios de los vagones del Ramal C 25 Línea Manuel Belgrano, además de la gastronomía local».

A la vera del Riacho Formosa se pueden realizar actividades recreativas y deportivas, como beach vóley, cabalgatas, paseos en kayak y bicicleta, y fútbol de playa.

Foto Gentileza Ariel Ramos Intendencia de Formosa
Foto: Gentileza Ariel Ramos, Intendencia de Formosa.

En las afueras de la capital están la Reserva de Animales Silvestres Guaycolec y El Parque Botánico «Ing. Lucas Tortonelli», para disfrutar del aire libre.

Muchos turistas pasean por la peatonal Rivadavia para conseguir recuerdos, hacer compras en general y recorrer el casco céntrico, con atracciones como el primer cartel luminoso y un emblemático reloj de la década del 60.

Salomón precisó que «con una variedad de hoteles, alquileres temporarios, cabañas, quintas, clubes, la ciudad te brinda la mejor comodidad para tu estadía en ella, con hoteles 4 estrellas hasta los hostels que más se adecuen a tu presupuesto».