Por primera vez desde 2015, no hubo ningún secuestro en todo el país por un mes

En abril pasado no se registró ningún secuestro extorsivo en todo el país, de acuerdo a los datos aportados por la Unidad Fiscal Especializada de Secuestros Extorsivos (Ufese), que determinó que es la primera vez que no se producen casos en todo un mes desde 2015, cuando comenzaron a recopilar la información de este tipo de delitos.

En marzo último, la misma Ufese indicó que en durante el primer trimestre de 2021 se llevaban contabilizados nueve casos, cuando en el mismo período de 2020 hubo 16.

Respecto de abril, el informe señaló que sólo hubo dos casos reportados por «incompetencia» por hechos ocurridos con anterioridad del período: uno de enero en jurisdicción de la Fiscalía Federal 1 de Lomas de Zamora y el otro de junio de 2020 de la Fiscalía Federal 1 de Tucumán.

A su vez, el mes pasado, la Ufese prestó 60 colaboraciones a fiscalía federales de Lomas de Zamora, Morón, Hurlingham y Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Según el último informe mensual difundido por fiscalía, hubo cinco secuestros en enero, uno solo en febrero y tres en marzo de este año.

El reporte de la Ufese, que está encabezada por el fiscal federal Santiago Marquevich, reveló que en lo que va de 2021 se registró el promedio mensual de secuestros más bajo de los últimos seis años (2,21), cuando en 2020 fue 4,08 y la cifra más alta fue en 2015, cuando llegó a haber 24,5 delitos de este tipo cada 30 días.

Asimismo, el informe contabilizó 40 secuestros extorsivos en cuarentena desde que el 20 de marzo del año pasado comenzaron a regir los decretos del Aislamiento Social, Preventivo y Obigatorio (Aspo) o los del Distanciamiento Social, Preventivo y Obligatorio (Dispo), de los cuales 27 casos ocurrieron en el conurbano bonaerense, ocho en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y los cinco restantes en el interior del país.

Respecto al detalle de los tres secuestros de marzo pasado, dos ocurrieron en el conurbano bonaerense –uno en Ingeniero Budge partido de Lomas de Zamora y el otro en González Catán, La Matanza-, y el restante en Las Heras, provincia de Mendoza.

En uno de los casos llegó a haber dos cautivos de manera simultánea, por lo que en total las víctimas de estos tres secuestros fueron cuatro y todos hombres.

Asimismo, en los tres hechos la banda estaba compuesta por tres o más delincuentes, y en cuanto a la duración, en dos casos las víctimas estuvieron cautivas más de tres horas y en el restante, entre una y tres horas.

En dos de los secuestros hubo pago de rescate y en el otro la liberación se dio sin entrega de dinero.

De los tres hechos, uno se produjo un viernes (12 de marzo), otro un martes (el 16) y el último, un miércoles (el 31).

En tanto, en uno de los secuestros la víctima circulaba en un auto de alta gama al momento de la captura; en otro, en uno de gama baja; y en el restante, iba a pie.

Por último, la distancia entre el lugar de secuestro y el de la liberación de la víctima fue menor a los 10 kilómetros en dos de los casos, mientras que en el otro fue superior.

De acuerdo con los datos aportados por la fiscalía especializada -que recopila la información de todas las fiscalías federales del país que intervienen en estos hechos-, en todo 2015 hubo 294 secuestros; en 2016, fueron 227; en 2017, 185; en 2018, 111; en 2019, 44 y en 2020 se reportaron 49.

Deja tu comentario